“SPA” TACULAR y la filantropía millonaria

A pesar de todo, gran trabajo el de los filántropos millonarios que invierten de forma global y local. Y lo digo, por ejemplo,  por Ernesto Bertarelli, an Italian-born Swiss businessman and philanthropist, que con su equipo Alinghi no pudo estar entre los tres primeros clasificados de la Extreme Sailing Series que se ha realizado este fin de semana en Barcelona, en la Plaça Rosa del Vents,  basamento  del Hotel W.

En realidad, había dos competiciones,  y los barceloneses que nos acercamos a gozar del evento  pudimos seguir por un lado, la Extreme Sailing Series, y por el otro, ver la marcha de  las obras de la nueva Marina Vela Barcelona.

Confieso que me produce cierta nostalgia el paisaje de estas construcciones anhelantes del prestigio de la nueva franquicia del Hermitage.  Y soy pasto  de una nueva analepsis, que ahora se me antoja freudiana, recordando  que tras la mezcla de confusión y miedo  (eso mi abuela no podía saberlo),  que me producía ver  la entrada  de las  vías de las vagonetas en el oscuro esófago de los talleres del  viejo Vulcano, indicando un destino,  mi abuela me compraba uno de aquellos cangrejos rojos atados a  una caña camino del   Rompeolas, donde la familia (solo las mujeres, los hombres estaban siempre navegando) encontraba refugio estival.

Pero  la bocana Nord, Port Oriental y el de Llevant  son, ahora, el escenario preferido  de los  acontecimientos multitudinarios con  uso regulado e intensivo del espacio público y punto de interés de  la filantropía cultural, de los  catamaranes voladores, las nuevas oficinas en alquiler, o de la estrellada gastronomía Michelin.

O tal y como lo describe Marina Vela Barelona en su web :

“Amarrar en Marina Vela es hacerlo en la zona más única y actual de Barcelona. Al lado de la playa y muy cerca del centro de la ciudad, se transfigurará en un excepcional eje comercial y de servicios de alto standing alrededor de la marina”.

Gracias Sr. Xavier Tríes i Vidal de LLobatera, nos dejó usted un legado  “spa”tacular.

 


 

 

 

Esta entrada fue publicada en espacio público, Espacio Social, especulación, Hoteles, Marca Barcelona, Trabajo y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *